Berducedo – A Fonsagrada : Se puso sería la cosa

 Cuando reviso las etapas que planeamos en el 2018 me doy cuenta de que aquí faltan muchas horas de bici para venir al primitivo y no pasar apuros. Este año venir con 500 km de entreno a una juerga de estas hace que pase lo que tenía que pasar.

Ya lo decías tu,  Marco, Papá este año sufro porque no has entrenado jajajajajaj que tío, como siempre tu cabeza va por delante aunque a veces te desvías pero hoy créeme que no me sacaba de la mía tu presencia. Me has ayudado mucho que lo sepas.

Amanecía el día en Berducedo en Casa de Araceli donde la jefa nos ataviaba con un desayuno para lo que nos esperaba. 

A priori nada que no conociéramos pero poca broma las rampas de los primeros km antes de descender a La Mesa.

A pesar de los desniveles los hay que disfrutan más y con su técnica se permiten poner patas arriba el asfalto.

Paisajes dignos de protector de pantalla de windows nos ayudan a olvidar el dolor de patas y poco a poco nos disponemos a afrontar uno de los míticos puntos del camino Primitivo, el descenso a Grandas de Salime.

Lastima que a diferencia de hace 3 años el inicio era ciclable, esta vez el barro y el agua impedían o aconsejaban poner pie a tierra.

Finalmente se ha arreglado y nos ha permitido el track disfrutar de los 8 km hasta el embalse.

Parada obligatoria donde antaño nos retratamos y directos hasta abajo.

Una vez abajo, reagrupamiento y sálvese quien pueda pues quedan 20km de subida constante, los 6 primeros hasta Grandas donde paramos a hacer una pausa en el sitio donde nos hospedamos en el 2018, en aquella ocasión descansamos viniendo desde Tineo …

Refrigerio y 16 km hasta el Acebo. Al coronarlo no se acaba la fiesta, continuos sube y baja con viento y cansancio que rematan con 2 últimos km de subida a Fonsagrada donde como ya nos avisó el posadero de Grandas,, ojo que al llegar hay una subida de la hostia y dice: A Fonsagrada nunca baixan os lobos… porque teñen que subir»

Ya hemos cambiado de comunidad, entramos en Galicia.

Pues nada, el cansancio ya es el quinto compañero y creo que se viene con nosotros 3 días más.

Mañana hasta Lugo. Nos cruzaremos con Roman?