Remonta el rio más rápido… si puedes

Hoy 2 de marzo, teníamos un encargo. El entreno debía ser rodador y superior a los 100 km, así que días atrás nos pusimos manos a la obra y gracias a la inestimable ayuda del amigo Xavi Salmerón confeccionamos una ruta que, partiendo de la estación de Badalona nos debía llevar remontando el Río Besos hasta Llinars.
Ramón, Paco, Luis, Gerard, Jose Antonio y nosotros tres arrancábamos a la hora prevista desde la tienda de Pedal Sports Ayala en busca de la orilla del Besós, ni el frio ni el viento podía con esta gente… hemos volado literalmente a velocidades superiores a 35 km/h hasta que hemos llegado a la Roca donde parece que nos hemos dado un pequeño respiro.
Sin pausa alguna, hemos seguido hasta buscar el ascenso al Parque del Corredor donde a la altura de Can Ferrerons iniciábamos los bucles que Xavi nos tenía preparados con el fin de alargar la ruta.
Unos metros atrás, Ramón y Luis han decidido volver a casa por el Dragon Khan de Dosrius con el fin de llegar antes a casa, es de agradecer su compañía en entrenos rodadores que no son de lo más divertidos pero con su presencia, nos ayudan a no aflojar en el empeño.
Menuda sorpresa el sube y baja que nos ha hecho hacer Xavi. Con algún que otro fallo de interpretación del track hemos llegado por fin a la altura de Can Miloca para ascender directos al Santuari del Corredor y hacer una pausa-café bien merecida.
Una vez allí, algún contratiempo, ha hecho que decidiéramos acortar 10 km la ruta y bajar directos en busca de Can Bruguera en Mataró.
Lamentablemente pasado la Creu de Rupit, Paco ha partido las bielas con lo que hemos tenido que modificar el plan de ruta, como hemos podido he nos ido hasta la pista de Santa Mónica para bajar dirección la estación de tren de Sant Andreu de Llavaneres.
Menudo descenso hemos hecho, divertido era ver de lado a lado a Gerard Arenón intentando adelantar en cada curva a Iván. Mientras el Jefe y yo lo veíamos a 4 metros detrás por si había que recoger a alguno. Paco y Jose António venían al ritmo que la avería les permitía.
Por fin hemos podido acompañarlo hasta el tren donde Iván y yo hemos vuelto a casa por la nacional y Manuel, Gerard y Jose António se han ido en dirección contraria cada uno a su lugar de origen.
Jornada muy buena a pesar de haber tenido que cambiar algo los planes iniciales.

Info de la ruta